miércoles, 13 de febrero de 2008

Marroncito en la cima de la cultura

Me decidí una semana antes, la Romi ya tenía todo listo, el viaje que ella tanto había esperado y que lo tenía bien merecido, Latinoamérica. Ella es de viajar mucho, yo no, y los viajes que hice es porque ella me llevó; me cuesta dejar mi comodidad mundana y materialista: la compu, los discos, la guitarra, el violín; me gusta llegar a casa tomar una cerveza, tocar el violín y componer, escribir, estudiar y grabar, todo lo alcanzo estirando la mano y toda mi vida se resuelve a dos metros de distancia. La Romi me cuelga la mochila con 30 kg. y me lleva al Champaqui, a Uruguay, a dar una vuelta por Europa y sin un mango, etc. Esta vez me preguntó: - ¿por que no venís conmigo a recorrer algunos lugares de Latinoamérica?.

"Sorojchi" es como le dicen al apunamiento allá en la altura; a los collas le dicen “papachos”, y a las collas “mamitas”. En la “Isla del sol” en el “Lago Titicaca” a mas de 4000 mts. de altura llegamos con la Romi.

Paramos en unas cabañas las cuales administraba una “mamita” que a simple vista rondaba los 40 años, solo bastaba ver las condiciones en las que se vive, donde la naturaleza te explota brutalmente en los ojos de la forma mas agreste, solo bastaba acercarse a ella, a sus ojos rasgados, a su piel curtida, a su ancestral vinculación eterna con la tierra y el cielo, charlando con ella me entere que era mas joven que yo, 27 años, solo bastaba estar cerca de sus facciones para enterarme que era una mujer hermosa, “corajuda hembra animal” dice Ramiro Gonzalez y encaja perfecto; un torbellino de tierra y belleza, de la expresión mas sublime de la naturaleza mezclando ternura y dureza, ella no paraba de reírse de mi apunamiento, y yo quería reír con ella pero sentado en aquella silla no había forma de levantar mis pómulos para ofrecer una sonrisa, mi espalda como una piedra y mis pulmones un par de niños drogándose con fana, pero esto no fue nada comparado con lo ocurrido de noche.

Llegamos de un paseo alrededor de la isla, nos metimos en la cabaña y meta guitarra, vino, sopa, mate, y cacería de mosquitos, si si, Marito, el Pollo y yo intentamos matar un mosquito al mismo tiempo y terminamos el Pollo y yo en el piso, después de recibir una trompada de Marito, queremos creer que era dirigida al mosquito, en ese instante empecé a sentir el bendito “Sorojchi”, algo parecido a lo que sería una patada en el pecho proporcionada por el “Chipi Barijho”, tenía cerradas las vías respiratorias de tal forma que decidí ir a recostarme a mi pieza e intentar dormir si me lo permitía el dolor; la Romi dormía plácidamente a mi lado, y en la pieza contigua la Meme, la Aye, Marito y el Pollo, seguían con la guitarra y cantaban como si estuvieran en un fogón en una playa a la orilla del mar, pero no, estábamos en la Isla del sol en el Lago Titicaca a 4200 mts. aunque ellos cantaron toda la noche desde “Demoliendo hoteles” hasta “Don’t cry”, como hicieron? no lo se, yo me sentía como en la película Trainspotting hundiéndome en la cama, no justamente por la heroína si no mas bien por el susodicho Sorojchi.

En ese memento empecé a sentir calor y al intentar sacarme el pulóver el corazón se aceleró hasta que parecía que quería explotar, de pronto sentí frío, mucho frío y un dolor parecido al frío, ese frio que duele, la desperté a la Romi y ella se asustó mucho; soy propenso al infarto, mi viejo tiene dos “Sten” metidos en las arterias y me dijeron que eso es hereditario, mientras la Romi salió corriendo y llorando buscándolo a Marito (que es casi médico, le faltan unas materias según él y todos) yo me quede en la cama helada y pensaba: menos mal que la Romi no me pidió que hiciéramos el amor si no estaría muerto, muerto pero feliz, porque habría muerto haciendo el amor en la Isla del Sol, donde la naturaleza es atropelladamente impactante, con un lago Titicaca azul cristalino, de fondo unas montañas nevadas, y el cielo con unas estrellas que te golpean los ojos de tanta luz y titileo. No hicimos el amor.

Sorojchi es como le dicen al apunamiento, ¿valió la pena? ni se pregunta.

Al otro día cruzamos en bote hasta Copacabana y de allí nos fuimos a Cusco y Macchu Picchu, pero esa es otra historia.

10 comentarios:

Nardo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Nardo dijo...

si tuviera que hacer la clasica cita de la frase que me haya gustado mas, tendria que escribir todo de nuevo.
yo tambien viajo poco, y creo que tambien necesito que alguien me encaje una mochila.
a mi me chupa un huevo si pierdo objetividad porque sos mi amigo, mi hermano, pero cada vez que publicas algo yo pienso "quisiera poder escribir asi sobre una mina, sobre una vieja, sobre un croto, sobre un lugar" y repito, me chupa un huevo si mi opinion se ve como poco objetiva, yo quisiera poder escribir como escribis vos

Romis dijo...

Me cagué hasta las patas cuando te vi la cara!!! cuando me despertaste!!! y mientras lo buscaba a Marito pensaba: "¿qué hago si este se me muere acá? Vamos a tener que buscar un helicóptero porque yo ni en pedo lo cargo!" Ja!! Qué desesperación. Gracias por venir!!! Fue un viaje hermoso, una cosa más para recordar juntos y contarle a nuestros hijos. Te amo.

Anónimo dijo...

Marroncito lindo! Que haciamos sin marroncito!!por suerte aca estas.
Te quiero.
A seguir con "sten" o sin "Sten", "estamos con vos".
Guara

Vic dijo...

Que bien me vendría una "Romi".
Qué suerte que tenés!

Grillo dijo...

Jo que buen viaje yo estoy planenado uno para finales de este años, si ya se, falta mas que la mierda, pero espero que lo pueda concretar!! que feo que te pase eso allá arriba un kilombo que te salven.. si te salvan, re drástico... Contá como te fue en el MAchu Pichu!! siempre quice conocer, si no es mucha molestia podrias poner unas fotos del paisaje!! de seguro deben ser maravillosas... me pasé

Claudia Falo dijo...

Muy linda tu experiencia con las alturas, pero, mi amigo, te estas poniendo viejo y la Romi capaz que el proximo viaje lo va a tener que hacer sola.Vos te quedaras con tu compu, tu violin, tus discos Y TU DIRECTORA. Saludos a los dos.

Melisa dijo...

y yo que ni me entere hasta el otro dia! que mal la cuñada..... pero eso si, a la pacha le pedi por vos, porque mas alla de que mi hermana te ame, ya sos mi hermano y no me imagino no poder molestarte todos los dias de tu vida (porque de seguro yo voy a vivir mas que vos) te quiero gordo choto

Anónimo dijo...

que julepe!!! no? yo tambien lo tuve y en ese instante sin saber.
que bueno que puedas contar todo lo que te pasa, asi como lo haces, siempre me quedo con ganas de leer mas
te quiero mucho
veri

Anónimo dijo...

primo q susto!!!!!!!aunque hubiera estado re bueno morir mientras lo hacias...no? jaja la muerte perfecta!!!
es hermoso leer todo lo q escribis, aunque no nos veamos seguido siento q te conozco cada vez mas a través de tus palabras
te quiero primo!!!! Gaby